18 mayo 2012

93. MI INSOMNIO...



El insomnio es lo peor...
Yo lo tengo claro; hasta que no estoy casi profundamente dormida en el sofá, paso de irme a la cama. O me acuesto reventada, directamente, con los ojos cerrados y habiendo caído sopa media hora antes mínimo, o, como se me ocurra meterme entre las sábanas sin sueño, mi mente llenita de cosas empieza a maquinar... y no duermo.

Lo primero que me suele pasar es que estoy tensa. Tensa tensísima. Me refiero a que después de haber pensado, imaginado, resuelto, inventado, etc... las mil hazañas del día, me digo:
-venga tía, relájate...-y me doy cuenta de que mis puños andan apretados, mi frente levantada, mi boca sellada con fuerza, los dientes presionando hasta convertirse en dolor de pómulos... O sea, que llevo más de una hora despierta mareando la almohada y descubro que me era imposible dormir porque estaba haciendo "fuerzas musculares"...

Recuerdo entonces esas terapias de las películas para meditar, y comienzo a practicarlas:
(con voz de hipnotizador, pero mentalmente...)

- Cada uno de los dedos de los pieeees, comienzan a dormiiirseeee... no los sientes, Rakel, no los sienteeees... (al instante me viene la imagen a la mente y, al verme las uñas pintadas de rosa, intento recordar dónde coño dejé el esmalte ese color chicle que tanto me gustaba. Y no contenta con eso, me levanto y lo busco desesperadamente entre los cajones. Cuando doy con él, lo coloco encima de la tele... y me acuesto, sintiéndome imbécil.)

Vuelvo a empezar relajando los dedos de los pieeeees... sube el sueño por las pieeeernas, las rodiiiillaaaas...
Los muslos ya está paralizaaaadooos...
Voy subiendo y subieeeendo...
Hago memoria y visualizo al doctor diciendo que no puedo mover nada de lo que está relajaaaado... (y entonces es cuando me vuelvo a despistar, pensando en que "seguro que SÍ que puedo mover el dedo gordo"... Me voy picando y picando a medida que intendo adormecer mi cuerpo y acabo demostrándome a mi misma que NADA estaba tan flojo como mi cerebro intentaba conseguir con esas órdenes... Y muevo como una histérica absolutamente todos los dedos de los pies, y me enrabieto, y muevo las rodillas, y los muslos, y muevo todo el cuerpo como una serpiente, llena de tics nerviosos, poseída por un transtorno obsesivo compulsivo. Y me digo "VES?, VES COMO SÍ QUE PUEDO MOVERLO, LISTILLO???" Mierda...)

Decido cambiar de táctica. La de no pensar en nada. La de pensar en un punto blanco...
Y nunca entenderé por qué cojones no me sirve esa técnica. Bueno, sí que lo entenderé.

La cosa es que cuando intento imaginar un punto blanco en mi mente, el hijoputa empieza a crecer. Y se convierte en un círculito más o menos grandecito. Y al circulito le salen instantáneamente dos ojos y una boca. Y... no piense nadie que estoy loca, pero en cuando sale la boca al circulito, esa boca sonriente... APARECE UNA MANO Y UN CIGARRO....
Y el puto circulito empieza a fumar... Puf...puf...puf... Y a dar unas caladas inmeeeensas...
Es un SUPER acid house echando humo que me obliga sin remedio a levantarme y echar un pitillito...

Y bueno, ya que estamos, confesaré lo que me ocurre en mi tercera fase de intento de dormir.
Me acuesto otra vez. Me relajo como puedo y me limito a sentir. La oscuridad, el edredón, el calorcito, el silencio...
¿dije silencio?

...la respiración de mi chico se mete en mis intentos vagos de concentrarme en dormir.

Mi chico no ronca, por suerte, pero respira, por suerte también (el día que no respire me muero) (bueno, se muere él) (bueno, palmamos los dos) (aaaaaaaaaaaaaaaaaarrrrrgggg...!!! ves? el insomnio me hace llegar a estas conclusiones!!!!)
La cosa es que la respiración se mete en mi cuerpo... Su respiración...

ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu....
ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu....
ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu...

..todo muy calmado y a compás...

ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu...
(para quien no lo sepa, simulo el sonido, vale?) (no sé cómo coño se escribe "su respirar"...)

Y ese silbar, ese sonido relajante y acompasado en 4x4 se va introduciendo en mi cerebro...
Y... como sigo sin sueño, comienzo a mover tímidamente la caderita, a modo de baile sensual...

ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu...
ajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj.... fiuuuuuuuuuuuuu...

...y pruebo a medir por segundos sus "inspirares" y sus "expirares", comprobando que son todos exactos!!! maravillas de la creación...

...y así se me van las horas de nuevo... Y lo peor; cuando ya parece que voy a caer rendida.... EL PUTO ANUNCIO DE LA MÚTUA SE ME VIENE A LA MENTE Y LO CANTO CUADRÁNDOLO CON SU RESPIRACIÓN QUE HACE LAS VECES DE CAJA DE RITMOS!!!!

SOY... SOY-SOY-SOY... SOY-SOY-SOY.... SOY-SOY-SOOOOOYYY...


De: "El txotxo la Bennarda..."  [http://eltxotxolabennarda.blogspot.com]




.

2 Opiniones:

Nerea Riveiro dijo...

El insomnio es lo peor. Te hace pensar y darte cuenta de cosas que ni si quiera sabías que estaban ahí. Un besito!

Despertador dijo...

:)